Home / noticias / El origen del Cuarteto Cordobés

El origen del Cuarteto Cordobés

Para hablar de la historia del cuarteto vamos a citar a El Potro, ya que de su mano todos hemos escuchado cómo comenzó este género musical. Como lo cuenta en su canción “Soy Cordobés”: “Oigan señores yo les quiero así contar con muchísima emoción dónde nació mi canto. Chispa, tonada, piano, bajo y acordeón así tocaba Leonor, ritmo de cuartetazo. El pibe berna, Carlos “pueblo” Rolán y El cuarteto de oro”. Así es como nace en 1943 en la ciudad de Córdoba el cuarteto.

El nombre del género surgió por la cantidad de músicos que ocupaban la orquesta en ese momento: un piano, un violín, un contrabajo y un acordeón. Este ritmo es una mezcla del pasodoble y la tarantela traída al país por la inmigración española e italiana, pero fue “La Leo” quien le dio ese sonido característico que luego se transformó en el cuarteto cordobés.

Leonor Manzano desde pequeña estudió en el conservatorio de música, en donde aprendió a tocar el piano para luego sorprender con su famoso “Tunga Tunga” (en vez de remarcar el segundo tiempo, ella enfatizaba el primero). Su padre Augusto, integrante de la Orquesta “Los Bohemios” fundó el Cuarteto Característico La Leo donde el instrumento que resaltaba era el piano tocado por Leo. Por su parte, el contrabajo corría a cargo de Augusto, Miguel Gelfo tocaba el acordeón, Luis Cabero se encargaba del violín y el primer cantante fue Fernando Achaval, que con el tiempo sería reemplazado por José Sosa Mendieta.

La banda se presentó en vivo en la radio LV3 el 4 de junio del 1943 y desde ese momento no paró de visitar diferentes localidades, principalmente de Córdoba y Santa Fe. Diez años más tarde grabaron su primer disco, con una gran aceptación entre el público. Continuaron presentándose en diferentes lugares y ganando territorio en la capital de la provincia, y ya en la década del 60 se incorpora Carlos Roldán a la banda como voz principal y Eduardo Gelfo (hijo de La Leo y Miguel Gelfo). En 1970, ya con 18 discos de oro obtenidos, Augusto Manzano, el creador de la banda, se retira para formar su banda solista.

A su vez, en 1967 inicia su carrera el que se convertiría en otro de los grandes iconos del cuarteto, Carlos “La Mona” Jiménez junto a Bernardo Bevilacqua, Dante Franco, Horacio Luna y Daniel Franco formando el Cuarteto Berna. Dos años después del debut graban su primer álbum llamado “Una noche en Carlos Paz”. Pero en 1972 La Mona abandonó la banda para conformar el Cuarteto de Oro. Su segundo disco, “Cortate el pelo cabezón”, fue un éxito con un total de ventas de 180.000 unidades. Veintiséis fueron los LP grabados con la banda, luego Jiménez se separó para formar su propia banda como solista. Con 33 años lanzó su primer éxito, “La flaca la gasta”, y desde ese momento su carrera no paró, debutando en Buenos Aires en grandes escenarios como el Luna Park y Cemento.

El impulso que faltaba para que el cuarteto  fuese conocido en todo el país, se lo dio La Mona en 1988 con “¿Quién se ha tomado todo el vino?”. Años más tarde, con la aparición de Rodrigo Bueno “El Potro”, este género musical trascendió cualquier clase social y empezó a sonar en cada rincón de la Argentina, ya que anteriormente era la música escuchada solamente por la clase media-baja.

Desde 1966, El Potro lanzó grandes éxitos como “Y voló, voló”, “Ocho Cuarenta” y “Lo Mejor del Amor”, pero el lanzamiento de su disco “A 2000” y sus trece actuaciones consecutivas en el estadio Luna Park, junto con su carisma, fueron los motivos para su consagración como icono indiscutible del cuarteto cordobés.

Y es que Córdoba no solo cuenta con grandes paisajes, patrimonio histórico y cultural, y grandes personalidades como el ex futbolista Mario Kempes o el jugador de póker Pablo Tavitian, que llegó a liderar el campeonato ETP, y otros tantos artistas famosos. Dentro de la cultura de esta provincia, encontramos auténticas tradiciones culturales como lo es el cuarteto cordobés. Tanta es la importancia de este género musical, que en 2013 fue declarado Patrimonio Cultural Inmaterial y cada 4 de Junio se celebra el “Día del Cuarteto” haciendo alusión a sus orígenes en el año 1943.

Varias fueron las bandas que surgieron en Córdoba, como Tru-la-la, La Barra o Banda XXI, que este año celebraron su vigésimo aniversario. Y gracias a esta herencia, hoy en día el cuarteto sigue vigente en nuestro país y en el exterior; Ulises Bueno a finales de este año llevará este género netamente argento por varias ciudades de España.

Deja un comentario